Real Madrid se impone al Athletic y consolida el liderato

El Real Madrid se ha llevado los tres puntos de San Mamés tras un intenso choque contra el Athletic de Bilbao (1-2). El cuadro de Zidane se adelantó gracias a un gol de Benzema en una primera parte de ida vuelta.

En el segundo acto, el Athletic apretó al conjunto rival y logró el empate con un cabezazo de Aduriz en el minuto 65. Prácticamente en la siguiente jugada, Casemiro volvió a adelantar al Madrid tras un fallo defensivo de los locales en un córner que peinó Cristino y le cayó al brasileño en el borde del área pequeña. Con más chispazos que continuidad, sacó adelante tres puntos que le mantienen en cabeza de la tabla a las puertas de un mes de abril que se presume de aúpa.

La tarde comenzó con un monólogo. Jugaba el Athletic y miraba el Real Madrid, con momentos de apuro para la portería blanca. Primero, con una gran internada de Lekue por la izquierda. Después, con un remate de Raúl García -quitándoselo al propio Lekue, en mejor posición- al que respondió mal Keylor Navas, inseguro un día más. Por suerte para él, su defensa estuvo más contundente.

El Madrid, no obstante, enseguida recordó su potencial: una subida de Carvajal acabó con gol de Cristiano Ronaldo, bien anulado por fuera de juego. El portugués también hizo que Kepa se luciera, y de qué manera, alargando el brazo para desviar un remate cruzado. El partido estaba vivo. Entre una cosa y otra, el Athletic había dispuesto de una nueva ocasión en un saque de falta: Raúl García bajó el balón de cabeza bajó para Yeray, que remató fuera en posición dudosa.

Al Madrid le costó un cuarto de hora cogerle el hilo al partido. Y a partir de ahí, marcar fue cuestión de diez minutos marcar. Casemiro buscó en profundidad a Cristiano Ronaldo, que encontró a Benzema en el área. El francés dejó que el balón botara y esperó el momento justo para embocar. Poco después, Bale volvió a probar a Kepa. Se jugaba con intensidad, demasiada a veces, lo que derivó en una tángana con amarillas para Carvajal y Aduriz.

La escasa confianza de la defensa blanca en Keylor Navas se comprobó nada más comenzar la segunda parte, cuando Sergio Ramos acudió a despejar un remate de Aduriz pese a que el portero iba a por el balón. Para colmo, a punto estuvo Nacho de desviar el balón a su portería. Navas se reivindicó más adelante con una buena parada a remate de Iñaki Williams. Fue un aviso de lo que estaba por llegar. El propio Williams centró desde la izquierda, Raúl García una vez más la ganó por alto y Aduriz, con otro cabezazo, empató el partido.

El gol premió la apuesta del Athletic, que había puesto una marcha más tras el descanso. El Madrid, por contra, no había inquietado a Kepa en todo el segundo acto. A media hora del final, Zidane había decidido retirar del campo a Modric para dar entrada a Lucas Vázquez. La alegría de San Mamés duró muy poco. En un saque de esquina, Cristiano Ronaldo peinó y Casemiro aprovechó el rechace.

El Real Madrid perdonó el 1-3 en una gran jugada con Benzema y Marcelo. El Athletic no sólo no perdió la cara al partido, sino que siguió apretando, con Iñaki Williams convertido en un dolor de cabeza. A doce del final, Zidane dio entrada a Isco por Cristiano Ronaldo para sumar un centrocampista más y tratar de ganar un poco de control. El cambio se notó: el Madrid tuvo más el balón y enfrió el partido.

OTROS RESULTADOS

ESPANYOL 1, EIBAR 1

ALAVÉS 1, REAL SOCIEDAD 0

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *