El Colegio Carol Morgan da la bienvenida a estudiantes en nuevo año escolar

El acto congregó a padres, profesores y empleados de la institución para celebrar el inicio del año escolar con 120 nuevos estudiantes, provenientes de 32 países.

El Colegio realizó un encuentro para recibir el nuevo año escolar y transmitir a los padres y profesores un mensaje enfocado en la enseñanza, el aprendizaje, la cultura escolar y la celebración de los logros alcanzados en las diferentes áreas.

Durante la recepción de bienvenida y la asamblea de padres, desarrolladas en las modernas instalaciones de la entidad, su director general, Nicolaas Mostert, afirmó: “En este período escolar nos proponemos alcanzar la excelencia académica, desarrollar el carácter del estudiantado y proporcionarle múltiples oportunidades para el aprendizaje y el servicio, así como fomentar un mayor sentido de comunidad; mientras, nos mantenemos enfocados en nuestro propósito como colegio internacional de clase mundial”.

Asimismo, anunció que el Carol Morgan se convertirá en sede de la 37.ª Conferencia Anual de Educadores (Tri-Asociación), a finales de septiembre. También explicó que este evento incluye la participación de educadores originarios de prestigiosas instituciones educativas tanto locales como de América Central, Colombia, el Caribe y México.

Sobre el Colegio Carol Morgan
El Colegio Carol Morgan es una institución educativa internacional fundada en el 1933, que forma jóvenes preparados para contribuir a la sociedad en un ambiente multicultural y global inculcándoles pasión por aprender, un espíritu emprendedor y de compromiso, haciéndolos participes de acciones de responsabilidad social. Utilizando oportunidades de aprendizaje creativas e innovadoras bajo la acreditación de la Asociación de Colegios y Universidades de los Estados Unidos (Middle States Association of Colleges and Schools, MSA)

Cuando la hija mayor de la señora Carol Morgan y su esposo misionero Barney Morgan alcanzó la edad para iniciar la Primaria en inglés -único idioma que manejaba-, no encontró dónde cumplir con esta necesidad en el país. Por eso, al enterarse de que había otras familias de norteamericanos en la misma situación, Carol Morgan fundó “La Pequeña Escuela”, alojada en una habitación de una capilla abandonada, con cinco estudiantes y dos voluntarias docentes.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *