Joseíto Mateo en delicado estado de salud

Piden una cadena de oración por el rey del merengue, quien padece leucemia, está conectado a un respirador, mientras recibe transfusión de sangre

Con casi 100 años de edad, el Rey del merengue se encuentra interno en un centro médico de Santo Domingo, según informaron su asistente y familiares, quienes piden una cadena de oración. “Le están pasando sangre y está intubado”, dijo su asistente Rolando Ortiz.

Los seguidores del artista han reaccionado a la petición y se han sumado a las peticiones por la recuperación del artista, quien se encuentra en estado muy crítico, por lo que se necesita de un milagro para que el artista pueda regresar a su hogar.

Su hija Norki Mateo, hija menor de Joseíto, dijo que su padre ha sido ingresado por signos de deshidratación y para constantes transfusiones de sangre que necesita. Pide que sus admiradores oren por él.

José Tamárez Mateo (Joseíto Mateo), nació el 6 de abril de 1920, en Villa Juana, Santo domingo, hijo de Altagracia Mateo y Paulino Tamárez.

Solo tuvo dos hermanos, Mercedes y José Mateo Tamárez, ambos mayores que él, ya fallecidos. El Rey del Merengue, como se le llama, tiene cinco hijos de varios matrimonios. Ellos son José, Yanny, Elena, Carmita y Norki Mateo.
Mateo comenzó su carrera como cantante durante los 30, período en que fue ganando el favor del público.

El Rey del merengue fue requerido por la disquera SEECO para que se sumara al elenco que en La Habana grabaría con la Sonora Matancera. Eran los años de la Era de Trujillo en los que los dominicanos requerían de un permiso de salida para viajar al extranjero. En un primer momento, dicho documento le fue negado a Joseíto. Esto trajo como consecuencia que en La Habana, ya contratado el disco y habiéndose seleccionado las piezas que formarían parte del mismo, incluida “El negrito del batey”, el lugar de Joseíto fue ocupado por el cantante dominicano Alberto Beltrán, quien fue conocido desde entonces por el público cubano como “El negrito del batey”, en lugar de su verdadero inspirador.

En uno de sus posteriores viajes, decidió quedarse en Cuba para cantar en CMQ, junto a Celia Cruz y La Sonora Matancera, grupo muy popular en ese momento. Después del asesinato de Rafael Trujillo el 30 de mayo de 1961 y el fin de su dictadura, Joseíto decidió irse a probar suerte en Puerto Rico.

En 1962, el Rey del merengue participó como vocalista en la primera gira del «Gran Combo» a Panamá, para promocionar el disco ‘El Gran Combo con Joseíto Mateo’. Allí conoció a los jóvenes cantantes Pellín Rodríguez y Andy Montañez, quienes terminaron por sustituirlo en la agrupación puertorriqueña.

“El Gran Combo estaba muy bien conmigo, me adapté a cantar plena, bomba, guaracha, boleros, pero después me tuve que regresar a Santo Domingo a limpiar mi nombre. Le estaban cayendo atrás a todos los que estuvieron con Trujillo, y en la República decían que yo era un espía y andaba huyendo”.

La labor profesional de Mateo se ha extendido por más de 70 años y constituye un importante referente de la dominicanidad y su cultura musical. Se nutrió de las raíces del merengue y se constituyó en un singular exponente del mismo. Su estilo innovador se caracterizó por una participación en escena enriquecida por su particular forma de bailar y cantar. Algunos de sus temas más conocidos son Madame Chuchí, Dame la visa, La cotorra de Rosa y La patrulla, entre otras. Joseito es conocido como “El Rey del Merengue”.

El 11 de noviembre de 2010, Mateo fue reconocido en la 11ª entrega de los Grammy Latinos con el premio Excelencia Musical que entrega la Academia Latina de la Grabación, por sus aportes a la música latina.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *